Site

La Guardia Civil desmantela un «Telecachorros» que enviaba los cachorros en paquetes de correo

La Guardia Civil desmantela un «Telecachorros»  que enviaba los cachorros en paquetes de correo

La Guardia Civil detiene a un criador ilegal que operaba en todo el país desde Mijas

El propietario de un criadero clandestino ubicado en Mijas ha sido detenido ha sido detenido por el Equipo de Policía Jucial de la Guardia Civil en el municipio por supuestamente criar perros en condiciones deficientes y careciendo de los permisos pertinentes que después eran enviados a distintos puntos del país por correo. Algunos de los aproximadamente 50 cachorros remitidos murieron por el camino y otros llegaron enfermos. En la opetración también ha sido imputado un veterinario.

Fuentes cercanas al caso explicaron que hasta el momento se han recogido una veintena de denuncias por estafa, delito a los que se suman falsificación, intrusismo profesional y maltrato animal.

Cada cachorro, de las razas Doberman, Lulú de Pomerania y Ratón de Praga, llegaba a venderse por unos 500 euros.

El principal implicado —el propietario del criadero no autorizado, que ha quedado en libertad con cargos—, insertaba anuncios en una web propia y otras gratuitas ofertando los cachorros. La Guardia Civil precisó que la operación se inició en diciembre de 2013 a raíz de una denuncia por estafa presentada en Torrelavega (Cantabria). Posteriormente, un veterinario colegiado presentó otra por la falsificación de su firma en los pasaportes y cartillas de vacunación, mientras que el Colegio de Veterinarios de Málaga también optó por emprender acciones al entender que había un claro intrusismo profesional al administrarse vacunas a los cachorros y hacer anotaciones en pasaportes y cartillas sin estar habilitado para ello y usurpando las funciones de los colegios.

Según el Instituto Armado, entre 2012 y 2014 llegó a realizar unos 50 envíos de cachorros a numerosas localidades españolas. Así, los investigadores contactaron con todos los compradores y en su mayoría se pudo comprobar que habían sido recibidos en malas condiciones de salud, habiendo incluso fallecido cuatro animales. No obstante, muchos no denunciaron antes por miedo a perder a los perros, ya que eran regalos para los pequeños de la casa y les habían cogido cariño rápidamente, matizaron otras fuentes consultadas.

A su llegada a los hogares tenían que ser atendidos por veterinarios al presentar desnutrición, diarreas hemorrágicas, sarna y otros tipos de enfermedades, algunas de ellas de transmisión. Asimismo la mayoría de ellos no tenían la edad que anunciaba, e incluso ni eran perros de raza, sino cruces.

Según el informe elaborado por el veterinario de la Oficina Comarcal Agraria (OCA), las instalaciones carecían del perceptible Registro de Núcleo Zoológico; no cumplían los requisitos exigibles para albergar a los animales, al carecer de superficies de fácil limpieza y desinfección; tampoco tenía lazareto —establecimiento sanitario— para animales enfermos o en cuarentena y presentaba salientes o bordes cortantes que podían dar lugar a accidentes y lesiones en los animales.

Los agentes localizaron perros que carecían de microchip y documentación relativa a sus preceptivas vacunaciones. También se comprobó la existencia de varios cachorros de raza Doberman, a los cuales se les había practicado amputación de la cola, prohibida por la Ley de Protección de Animales del año 2013.

Por todas estas irregularidades, el detenido ha sido denunciado por vía administrativa a las delegaciones de la Consejería de Medio Ambiente y de Gobierno de la Junta de Andalucía y en el Ayuntamiento de Mijas, a las que se suman las actuaciones reseñadas anteriormente. Además, se instruyeron diligencias que junto con el detenido fueron entregadas en el Juzgado número 1 de Fuengirola.

Por su parte, el veterinario que le ayudaba ha sido imputado por facilitarle pasaportes y cartillas de vacunación en blanco.

Fuente de la noticia>>

This Post Has 0 Comments

Leave A Reply

You must be logged in to post a comment.